Indicios del Corán sobre el aumento de la fe

Indicios del Corán sobre el aumento de la fe
179 93

Uno de los principios de la ‘Aquidah (la creencia) sostenido por Ahlus-Sunnah Wal Yama’ah (quienes se apegan a la Sunnah) es que la fe no se afirma en el corazón del creyente bajo un solo estado, sino que este va cambiando, aumenta y disminuye. Al incrementarse se acerca a la perfección de la fe y al declinar desciende a la imperfección, y de seguir esa tendencia puede llegar a desaparecer por completo.

Este tema es bastante amplio y está extensamente documentado, sin embargo, nos vamos a limitar a mencionar y analizar los indicios que hay en el Corán sobre el incremento de la fe y que este lleva a que los hasanat (bendiciones, recompensas) y el cumplimento de las obligaciones sean mayores, lo que hace que las personas se diferencien por ello.

Los señalamientos del Corán sobre este tema responden a la negación que algunos grupos hacen sobre esta realidad, al rechazar el hecho de que la fe se ve afectada por los pecados y que, por lo tanto, es estable y permanente.

Cundo en el Corán se menciona el incremento de la fe se hace de cuatro formas, la primera es general, la segunda indica que se divide en partes, la tercera hace referencia a la diferencia que hay de un creyente a otro en su fe y práctica de adoración y la última señala la recompensa diferente que recibirá cada uno el Día del Juicio.

En cuanto a la mención del aumento de la fe, los versos coránicos que hay al respeto son muchos, por ejemplo:
• {Los creyentes son aquellos que cuando les es mencionado el Nombre de Dios sus corazones se estremecen, y que cuando les son recitados Sus versículos les aumenta la fe y se encomiendan a su Señor} [Corán 8:2].
• {Cuando un capítulo [del Corán] es revelado, hay entre ellos quienes dicen: “¿A quién le aumenta su fe?”. Mientras que a los verdaderos creyentes sí les aumenta la fe, y se alegran por eso} [Corán 9:124].
• {Cuando los creyentes vieron a los aliados dijeron: “Esto es lo que nos prometieron Dios y Su Mensajero, y la promesa de Dios y Su Mensajero es verdadera”. Eso no hizo sino acrecentarles la fe y la aceptación [de las órdenes de Dios]} [Corán 33: 22].
• {Él es Quien hizo descender el sosiego en los corazones de los creyentes para aumentarles fe a la fe que ya tenían} [Corán 48: 4]… entre otros.

En el último verso que mencionamos [Corán 48: 4], Al-lah no solamente nos habla del incremento de la fe, sino que hay otras clases de fe o subcategorías, hecho que es reforzado por el hadiz en el que el enviado de Al-lah dijo: “La fe se divide en sesenta o setenta partes, la más alta de todas ellas es decir “la ilaha il-la Al-lah” (nada ni nadie merece adoración más que Al-lah), y la menor de todas ellas es quitar del camino lo que pueda perjudicar a los demás” (Bujari y Muslim). Las clases de fe o sus divisiones son muchas, entre ellas podemos contar: la guía, la certeza, la buena conducta, el sometimiento, etc. Lo que el verso nos indica es que al haber un incremento en alguna de esas partes, las demás también aumentan. Dijo Al-lah:
• {Se prosternan ante Dios con los ojos llenos de lágrimas, y [el Corán] les acrecienta su humildad y sumisión} [Corán 17:109].
• {Y Dios incrementa la guía de quienes van por el buen camino} [Corán 19:76].
• {Eran jóvenes que creían en su Señor y les aumenté su guía} [Corán 18:13].

El hecho de que haya creyentes más notorios que otros es una prueba clara de que la fe aumenta y disminuye, pues no todas las personas están en el mismo nivel de la fe; así, hay unos con más fe que otros, lo que los hace mejores. Dijo Al-lah:
• {Observa cómo favorecemos a unos sobre otros! ¡Y en la otra vida obtendrán mayor posición y mayores favores!} [Corán 17:21].
• {Los creyentes que permanecieron pasivos [ante la llamada a luchar por la justicia y la seguridad] no pueden ser equiparados con quienes combatieron por la causa de Dios con sus bienes y sus vidas, excepto los que tengan excusa válida. Dios considera superiores a quienes combaten [por la justicia] con sus bienes y sus vidas, por sobre quienes permanecen pasivos [ante la injusticia]. Pero a todos Dios ha prometido un buen fin [el Paraíso], aunque Dios ha preferido conceder una recompensa más grandiosa a quienes lucharon que a quienes no lo hicieron} [Corán 4:95].

En cuanto a la recompensa que se recibirá el Día del Juicio, sabemos que esta depende del grado de fe al que haya llegado cada creyente, por lo que esta no será igual, algunos obtendrán más y mejores cosas que otros. Si no hubiera diferencia por la fe, todos recibirían lo mismo, pero la justicia divina indica todo lo contrario. Dijo Al-lah:
• {Quien haya realizado una obra de bien, tan pequeña como un átomo, la encontrará registrada. Y quien haya realizado una mala obra, tan pequeña como un átomo, la encontrará registrada} [Corán 99:7-8].
• {¿Acaso sería propio de Mí considerar a los creyentes que obran rectamente igual que a los que siembran la corrupción en la Tierra, o considerar a los que tienen temor de Dios igual que a los inmorales?} [Corán 38:28].
• {¿Acaso quienes obran mal piensan que los igualaré, tanto en esta vida como en la otra, con quienes creen y obran rectamente? ¡Qué mal juzgan!} [Corán 45:21].
• {¿Acaso iba a tratar por igual a quienes se someten a Dios y a los pecadores? ¿Qué les pasa? ¿Cómo juzgan así?} [Corán 68:34-35].
• {[…] pero entre ellos hay quienes son injustos consigo mismos [cometiendo pecados], otros que lo ponen en práctica con moderación, y otros que, con el permiso de Dios, se apresuran en hacer el bien. Eso es un favor inmenso} [Corán 35:33].
 

Related Articles